sábado, 17 de febrero de 2007

Camino..., camino y pienso...



Camino..., camino..., camino y miro hacia abajo..., camino y pienso. Pienso mucho y me pregunto ¿por qué?, no encuentro respuesta.
Camino sin mirar la gente que me rodea, sin mirar los autos en cada esquina, sólo advierto que vienen rápido y paro, miro el semáforo en rojo y espero. Cruzo, camino y pienso, voy angustiado, creí que no sucedería más y no fue así...
Busco una respuesta y no la hallo, pregunto..., no hay respuesta, llamo y no es el momento..., ¿cuándo es el momento?, si mi angustia es ahora, es de ayer, mejor dicho de anteayer...
Tengo un nudo en la garganta, se me cierra, me hablan y no respondo, estoy distraído..., sólo pienso..., y pienso solo, sin nadie que me apoye una mano en el hombro y me acompañe.
Camino y pienso, sin rumbo, sólo camino, ausente, distante..., angustiado. Sin respuesta.
Camino, y mientras camino la vida pasa a mi alrededor, sin que lo perciba.
Quiero que mi angustia pase, la quiero dejar atrás y no puedo, sigue conmigo..., cruzo las vías y veo que se acerca el tren..., me detengo..., viene rápido, hace sonar su bocina..., lo miro de frente, desafiante...
Ya no camino, tampoco pienso, no hallé la respuesta..., tal vez en otro momento


Luis Oscar Tolosa

5 comentarios:

Horacio dijo...

La vida es una sucesión infinita de interrogantes para quienes se atreven a mirar un poco más lejos. Y tras cada respuesta que pueda hallarse, aparecerán nuevas preguntas, pero en la inquietud por buscar y buscar, está el sentido de la vida.
Mi profundo respeto.

Horacio Frezzotti

Horacio dijo...

La vida es una sucesión infinita de interrogantes para quienes se atreven a mirar un poco más lejos. Y tras cada respuesta que pueda hallarse, aparecerán nuevas preguntas, pero en la inquietud por buscar y buscar, está el sentido de la vida.
Mi profundo respeto.

Horacio Frezzotti

Ruta Motor dijo...

Hola Horacio, gracias por tu visita y tu comentario, al que comparto totalmente. La vida, sin esa sucesión infinita de interrogantes, sería de chatura difícil de sobrellevar, y quienes lo hacen sólo habrán transitado por la vida sin saborearla, sin que les deje un sentido, aunque crean lo contrario.
Un abrazo grande Horacio, y también te hago llegar el más profundo de los respetos, ese que me llevó a querer conocerte cuando leí un artículo por vos firmado, y además no olvido que has sido el único que un día me ofreció algo importante en un medio..., aunque luego nos ignoraron.

Común dijo...

Hola!!!!!!!!!!!!

Me dejo entrarrrrr........

Que hay de nuevo???

Te dejo una reflexión de FACUNDO CABRAL dice así:

“No estas deprimido....... estas distraído.....
.......distraído de la vida que te puebla.
Distraído de la vida que te rodea.
Delfines, bosques, mares. Montañas, ríos.
No caigas en lo que cayo tu hermano,
Que sufre por un ser humano, cuando en el mundo
Hay cinco mil seiscientos millones.
Además no es tan malo vivir solo.
Yo lo paso bien,
decidiendo a cada instante lo que quiera hacer
Y gracias a la soledad me conozco.......
Algo fundamental para vivir.

Y continua........


Un besote y abrazo de oso para vos.

Ruta Motor dijo...

¡Hola común!, te pido mil disculpas por no haber respondido tantos meses atrás. No me había dado cuenta de tu comentario. Facundo Cabral es el prototipo del caminante, del vagabundo, del bohemio..., lo admiro.
Gracias por tu visita y el comentlario. Un abrazo: Luis.